Mi acceso al funcionariado (3)

Completada mi ingeniería en informática, accedí al sector privado, lo abandoné y me puse con el máster de profesor. A continuación, oposité no como docente sino como informático. Era septiembre de 2013 y puse mis ojos en la Administración General del Estado. A mitad de camino, también participé, de modo imprevisto, en un proceso selectivo del Senado.

«Ad astra per aspera» se convirtió en mi lema para afrontar las oposiciones. Es una expresión latina. A las estrellas a través de la adversidad. Explico mi interpretación. Jamás soñé con alcanzar las estrellas. De haber tenido esa potestad, no me hubiese ni siquiera acercado. Tampoco tengo madera de astronauta. Me ha impresionado siempre, eso sí, una noche repleta de estrellas. Las estrellas nunca han simbolizado mi objetivo, sino mis ganas. Atravesar la adversidad refleja los reveses que siempre depara la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .